lunes, 25 de abril de 2016

LA JARDINERÍA CON AGUA

Los arreglos con agua además de ser atractivos añaden una nueva dimensión a la jardinería. Atraen a los pájaros y sirven de base a una amplia gama de plantas y peces. Un estanque puede montarse en cualquier jardín, siempre que reciba suficiente sol. Los lugares sombreados resultan desaconsejables.

En lo que respecta a la forma, diseño y construcción, hay que tener en cuenta la idoneidad de la composición. Los estanques informales deben, además, ocultar su naturaleza y trazado; el modo más sencillo y eficaz de conseguirlo es enmascarando sus bordes con césped, plantas o piedras. Sus alrededores no deben resaltarse nunca, como se demuestra en este esquema.








El agua corriente puede lograrse con una fuente o cascada. Una bomba sumergible que trabaje silenciosa producirá el efecto de un pequeño lago de montaña, de una cascada vertical o de un torrente utilizándose continuamente el mismo  agua.












De la creatividad e imaginación va a depender todo lo que se puede lograr. A continuación les dejo un video que encontré en you tube y que demuestra que el límite lo ponemos nosotros.   https://www.youtube.com/watch?v=DFlqTz43a6s




jueves, 21 de abril de 2016

EL VIEJO ARTE DEL BONSAI

                                           
Los chinos fueron los primeros en trasplantar árboles enanos de las laderas de las montañas y precipicios a recipientes ornamentales, y en apreciar la belleza de estos árboles en sus hogares y jardines. La palabra bonsái significa “planta en bandeja”. Los bonsai son árboles o arbustos. Pueden recogerse en el campo ejemplares enanos debido al suelo y las condiciones climáticas en las que han crecido, o cultivarse a partir de semillas, cortando, acodando o injertando.
Las necesidades de un árbol bonsai son exactamente las mismas que las de cualquier otro árbol. No hay que dejar que se seque y necesita alimento y una buena mezcla de cultivo para que las raíces se desarrollen. Necesitan aire y luz. Ningún bonsai puede mantenerse permanentemente en el interior.



Como el objeto del bonsai es reflejar en miniatura toda la forma de un árbol silvestre maduro, hay que tener cuidado al elegir las variedades para el cultivo, puesto que las distintas partes del árbol deberán mantenerse a una escala razonable. En términos generales son preferibles las especies de hojas pequeñas.






Los árboles bonsai necesita preparación durante toda su vida, tanto para mantenerlo pequeño como para darle apariencia de edad y madurez. La poda y el alambrado son los dos métodos principales que se usan, siendo la primera la más importante.











Los bonsai se pueden cultivar solos o en grupos.




lunes, 18 de abril de 2016

MATORRALES O GRUPO DE PLANTAS

                                   
A veces sentimos que  una sola planta no es insuficiente para llenar el vacío que tenemos en la decoración de alguna habitación. Entonces, se  pueden agrupar varias plantas en un recipiente para lograr un mayor impacto visual. Hay muchas formas de lograrlo, desde la utilización de varias plantas en tiestos individuales, agrupados en una bandeja con grava, o en plantaciones semipermanentes en grandes jardineras o cuencos.             


Existen una gran variedad de recipientes que pueden utilizarse para los grupos de plantas de interior. También se pueden hacer a medida en madera. Un aspecto importante es la elección de las plantas. Estas por muy diferentes que sean deben tener las mismas necesidades de luz y humedad.







Desde el punto de vista del efecto visual hay que elegir plantas de tamaños, formas y textura variados. 















Un buen efecto se consigue al agregar plantas de flor en macetas, como manchas de color para mejorar el aspecto.

lunes, 11 de abril de 2016

BUENAS PRÁCTICAS AGRICOLAS (BPA)

                                 
Ya que en la entrada anterior mencioné la importancia de estar en armonía con la naturaleza, procurando que nuestros cultivos sean orgánicos y que cumplan con una buena práctica agrícola, me voy a tomar la libertad de profundizar un poco en este importante tema.
En la agricultura, la ganadería y la silvicultura, se llama “conservación del suelo” a una serie de prácticas aplicadas para promover el uso sustentable del mismo. La erosión, la compactación, el aumento de la salinidad o de la acidez del suelo son algunos de los problemas relacionados con el uso inadecuado del suelo. Sin prácticas adecuadas que protejan el suelo se puede desembocar en un profundo desequilibrio del sistema productivo.
Todos estos daños, son causados en su mayoría por el hombre: minería pesada, tala indiscriminada de árboles y la sobre siembra. Vamos a estudiar algunas prácticas culturales importantes en la conservación de los suelos.

Cultivos En Terrazas
Los cultivos en terraza son una práctica agrícola antigua, utilizada para cultivar en las laderas escarpadas de las montañas y colinas. Las terrazas recogen y distribuyen el agua reduciendo la erosión del suelo.
 Los sistemas de terrazas requieren de la construcción de rebordes transversales y planos en la tierra a través de la pendiente. Estos incorporan un canal por encima o alrededor del borde para controlar las aguas de escorrentía.
Existen tres tipos de terrazas: las bancales, que minimizan la pendiente del terreno, las de contorno con grado constante, se construyen de manera que sigan los contornos de una pendiente suave y las terrazas paralelas que se construyen y están espaciadas de forma paralela.
 
Coberturas Vivas Y Muertas
La cobertura viva se hacen con especies de porte bajo para que cubran el suelo a manera de alfombra. Sirve para amarrar el suelo, evitar el impacto directo del sol, mantener la humedad y aportar nutrientes.
La cobertura muerta, también es una especie de alfombra, pero se hace con desechos vegetales y sirve para conservar la humedad, evitar el impacto del sol y alimento para los microorganismos.

 





Barreras Vivas Y Barreras Rompevientos
Barreras vivas es la siembra a corta distancia de plantas perennes que desarrollas un buen sistema radicular, las cuales se siembran siguiendo las curvas de nivel, con el propósito de reducir la velocidad del agua de escorrentía y detener las partículas sólidas que arrastra.
Para las barreras rompevientos se siembran hileras de árboles, preferiblemente nativos, orientados en el sentido contrario a los vientos. Sirven para reducir la velocidad del viento y si se siembran arboles de doble propósito se tendrá frutos, madera, follaje y sombra.
 



  

Empradización 
En términos generales la empradización surge de la necesidad de recuperar la capa vegetal de un sector que ha sido degradado por acciones naturales o antrópicas. Esta actividad promueve una mejora en las condiciones del suelo, actuando como capa protectora y contribuyendo así a evitar la erosión y a mejorar la calidad del paisaje. 








Rotación de cultivos
La rotación de cultivo consiste en alternar plantas de diferentes familias y con necesidades nutritivas diferentes, en un mismo lugar durante distintos ciclos, evitando que el suelo se agote y que las enfermedades que afectan un tipo de plantas se perpetúen en un tiempo determinado.
De esta forma se aprovecha mejor el abonado, se controlan mejor las malezas y se disminuyen los problemas con las plagas y las enfermedades.
También se debe introducir regularmente en la rotación una leguminosa y alternar plantas que requieran una fuerte cantidad de materia orgánica con las que tienen requerimientos mínimos.

En estas prácticas se debe evitar que se sucedan plantas que aunque parezcan diferentes sean de la misma familia como la papa y el tomate.

sábado, 9 de abril de 2016

EL SUSTRATO

Un buen cultivo, sobre todo si se va a desarrollar en recipientes pequeños como los que estamos proponiendo en este proyecto, va a necesitar de un buen sustrato. Se recomienda que preparemos nuestro propio sustrato para que cumpla con las condiciones de una buena práctica agrícola, que conlleve a la implementación de tecnologías limpias en los procesos productivos, en aras de alcanzar un desarrollo sostenible y el mejoramiento de la calidad de vida de la sociedad. Por eso nuestros cultivos han de ser orgánicos, o sea, sin la utilización de químicos en su proceso de desarrollo y producción. Para la construcción de nuestros semilleros y el trasplante de nuestro jardín o nuestra hortaliza vamos a elaborar un sustrato de desarrollo. Para ello  necesitamos:

Cascarilla de arroz o hierbas y hojas secas trituradas     30%
Tierra negra cernida                                                        30%
Arena dulce (de rio o arroyo)                                         30%
Estiércol de ganado vacuno                                           10%

Se recomienda que el estiércol no se agregue directamente a nuestra mezcla porque trae semillas y otros contaminantes que deben ser eliminados a través de un proceso de fermentación, de la siguiente manera: en una caneca se colocan 10 litros de agua no tratada con cloro, 2 kilos de estiércol de ganado vacuno y ¼ kilo de sal. Se deja reposar por 15 días, resolviéndolo cada 3 días, al final de los cuales está listo para agregar a nuestro compost.  
Como estamos hablando patios pequeños y de poco espacio, nuestro compost no lo podemos hacer a cielo abierto, como sería lo ideal, sino que  lo vamos a preparar en una vasija grande. Distribuimos en el fondo una capa de cascarilla, encima una de tierra negra, luego la de arena. Bañamos con dos litros de nuestro preparado de estiércol y revolvemos. La humedad debe ser del 60-70% y se determina con la prueba del puño, que consiste en tomar un puñado de la mezcla y apretarlo. Si hay entre los dedos pocas gotas de agua la humedad es adecuada. Si está muy seco agregar agua  y si está muy húmedo, agregar material seco a la mezcla. Se tapa la mezcla con sacos de fique viejos y cada 5 días se voltea.




Después de 8 volteadas está listo para llenar las bolsitas  para los semilleros. 















O las macetas para el establecimiento de nuestros cultivos, ya sean de jardinería u hortaliza.








Una vez que tenemos establecido nuestro jardín u hortaliza, utilizando el mismo procedimiento y los mismos porcentajes preparamos abonos de verdor con estiércol de caballo y de florescencia con estiércol de burro. 

viernes, 1 de abril de 2016

TISANAS CON AROMÁTICAS DE NUESTRO PATIO

La tisana es la bebida que se consigue al cocinar ligeramente (infusión) determinadas combinaciones de hierbas o especies en agua. También se puede hacer con frutas secas o deshidratadas y cortezas. Habitualmente tiene una connotación medicinal, aunque no siempre tenga ese objetivo. El agua queda impregnada de sustancias solubles que pueden aportar efectos beneficiosos para la salud. Actualmente, son frecuentemente utilizadas en medicina alternativa. Las tisanas son llamadas erróneamente té, pues el auténtico té es una infusión de la planta camellia sinensis.



No hay como una tisana con aromáticas frescas de nuestro propio patio como esta  limonaria o yerba limón. 














Con toronjil o esta yerbabuena

















O esta hermosa albahaca italiana